esen

pres_edu.png

Por: Blu Radio.

Serán 58,6 billones de pesos dirigidos a inversión para el próximo año, siendo el más alto que se haya registrado en la historia, según el jefe de Estado.

Durante su visita al municipio de Sonsón, el presidente Iván Duque sancionó el Presupuesto General de la Nación para 2021 por 313,9 billones de pesos, luego de que éste fuera aprobado el pasado 19 de octubre, por el Congreso de la República . Serán 58,6 billones de pesos dirigidos a inversión para el próximo año, siendo el más alto que se haya registrado en la historia, según el jefe de Estado.

Según el mandatario, con 47,3 billones de pesos para educación se pretende acelerar la atención integral para la primera infancia en el país con miras a llegar a 2 millones de niños, además, de permitir el acceso a la educación superior de manera gratuita para la población más vulnerable.

En salud se contará con 36 billones de pesos para mejorar las herramientas que poseen las regiones, expandir las unidades de cuidados intensivos y brindar la distribución del sistema de vacuna en el territorio. Mientras que en deporte y recreación serán 738 mil millones de pesos.

“Este también es el presupuesto para profundizar el subsidio de viviendas para las personas más necesitadas, para la conectividad porque estaremos acelerando que el país llegue al 70% de cobertura de internet de alta velocidad domiciliaria y móvil para agosto de 2022”, añadió.

Otros sectores que recibieron recursos históricos fueron ciencia, tecnología e innovación, con 413 mil millones de pesos y, Sistema Integral de Verdad, Justicia, Reparación y No Repetición, 588 mil millones de pesos.

Los recursos se focalizarán principalmente en contribuir a la reactivación económica del país, el apoyo a las empresas afectadas por la pandemia del coronavirus, a la reducción de la pobreza y a la generación de empleo. Además de inversión en vías terciarias del territorio, proyectos para trabajo, hacienda, inclusión social y transporte.

Fuente: https://www.bluradio.com/blu360/antioquia/sectores-de-educacion-salud-y-deporte-tendran-recursos-historicos-en-el-presupuesto-nacional-2021

apr_edu.png

Por: Semana.

La emergencia sanitaria ha dejado grandes enseñanzas y desafíos en materia educativa en Colombia, como: la transformación digital, el fortalecimiento del vínculo familia-escuela y la carencia de conectividad.

“Más de 47,3 billones de pesos ha destinado el Gobierno nacional a la educación para el 2021, cifra que muestra su compromiso con este sector, en el que en 2018 se destinaron 38 billones de pesos”. Fue la frase con la que la Ministra de Educación, María Victoria Arango, inició su ponencia en el marco de la Séptima Cumbre de Líderes por la Educación: “Lecciones para la educación frente a la pandemia y post pandemia”, con la que explicó la serie de programas adelantados por su Cartera durante 2020, y los planes contemplados para el próximo año.

“Dichos recursos –sin duda alguna- permitirán mayores oportunidades de acceso a muchos niños, niñas y jóvenes a este escenario, en todos los niveles de formación, desde la primera infancia hasta la educación superior”, reiteró la Ministra de Educación.

Sin embargo –adicionaba Arango- no hay que negar que este año ha sido el más atípico y retador que haya tenido el sistema y la sociedad. Ante esto, el sector ha liderado un trabajo responsable y comprometido para garantizar el derecho a la educación, junto con las Secretarías, docentes, directivos, familias e instituciones de preescolar, básica, media y superior.

“Se adelantaron reformas normativas para adecuar el proceso en casa, desde la primera infancia hasta la educación superior; se ajustó el sistema de evaluación, se creó el Fondo Solidario, se estructuró un Plan de Alivios de créditos educativos y se generaron apoyos financieros para las instituciones”, adicionó María Victoria Arango.

A esto se sumó la adaptación del Plan de Alimentación Escolar (PAE) en casa, que permite que reciban el complemento alimentario durante el periodo de estudio en sus hogares. De esta manera, a través de las 96 Secretarías de Educación se pudo atender a más de 5′600.000 niños y jóvenes del país, con un presupuesto de 75.000 millones de pesos; además de los 187.986 millones de pesos adicionales, que fueron girados a los Fondos de Servicios Educativos de los colegios oficiales, para un total de 262.986 millones de pesos.

¿Y en la parte digital, qué?

Otro de los temas abordados durante la Cumbre fue la transformación digital, tan importante en estos momentos de pandemia o de educación en casa. De esta manera, a través de la plataforma Aprender Digital, el canal educativo Mi Señal, el laboratorio de innovación de educación superior Co-Lab, el Plan Padrino de las instituciones de educación superior y la realización de evaluaciones de manera virtual, por parte del Icfes, se buscó la manera de acercar a los estudiantes a esta nueva modalidad de enseñanza.

La Biblioteca Digital, las aplicaciones como B The 1 Challenge y el proyecto Contacto Maestro también fueron incluidos dentro del grupo de transformación digital, con programas de bienestar, formación continuada y posgradual para maestros y directivos.

Pero también se trabajó con herramientas flexibles en Educación Superior, con proyectos como el Plan Padrino IES, que muestran la capacidad y solidaridad del sector educativo; al igual que el Laboratorio Virtual de Innovación Educativa, que promueve la colaboración, experimentación, investigación e intercambio de experiencias vinculadas a la innovación educativa y la transformación digital.

Enseñanzas y retos

No cabe duda, la situación por la que actualmente atraviesa el país, como consecuencia de la pandemia, ha generado tanto inconvenientes como cambios impactantes. Por ejemplo, ha permitido un avance significativo en innovación educativa y transformación digital, aunque principalmente ha fortalecido el vínculo familia-escuela, en procura del desarrollo integral de los niños y jóvenes, bajo acciones colectivas y resilientes.

“También ha evidenciado la necesidad y oportunidad de hacer mejoramientos a las infraestructuras educativas y avanzar en conectividad como factor de equidad. Ante esto, el Ministerio de las Tecnologías de Información y Comunicaciones redobla esfuerzos para avanzar -a nivel regional- tanto en conectividad, como en entrega de dispositivos digitales; mientras en el Ministerio de Educación diseñamos la línea de mejoramiento en infraestructura, con especial énfasis en la zona rural”, enfatiza la Ministra de Educación.

Pero no todo es ‘color de rosa’, ya que la educación ha perdido momentos de interacción importantes, que solo se dan cuando el proceso es presencial, y que son básicos para el desarrollo integral de niños y jóvenes desde su primera infancia y durante su etapa de formación y crecimiento personal.

En consecuencia, existen grandes retos en los que es oportuno trabajar, y competencias socioemocionales por profundizar. “Debemos prepararnos para el modelo de alternancia con todas las medidas sanitarias y de bioseguridad. De hecho, 46 de las 96 Entidades Territoriales Certificadas en Educación (ETC) ya han iniciado el retorno gradual, progresivo y seguro, y avanzan en el alistamiento de los protocolos”, dice María Victoria Arango.

“Con todo esto, nos damos cuenta que tenemos el desafío de avanzar como sistema en las transformaciones requeridas, sin perder de vista los resultados de aprendizaje, el significado de la presencialidad, las restricciones existentes en materia de conectividad y las distintas metodologías, medios y materiales que han acompañado la educación en las regiones”, culmina la Ministra de Educación de Colombia.

Créditos educativos

Uno de los grandes aciertos fue la creación del Fondo Solidario para la Educación que, mediante cuatro líneas, apoyó el estudio de muchos estudiantes en Colombia este 2020. Es así, como la primera línea permitió un crédito condonable hasta del ciento por ciento para el pago de pensiones para jardines infantiles y colegios privados; lo que benefició a 57.776 familias. La segunda, la ampliación de alivios del Icetex, que ayudó a 101.000 estudiantes. La tercera era otro crédito condonable, pero para la cancelación de estudios de Educación para el Trabajo y Desarrollo Humano, que apoyó a 6.466 alumnos; y, la cuarta, contribuyó al pago de matrículas de 661.000 estudiantes de pregrado, en condiciones de vulnerabilidad de las 63 Instituciones de Educación Superior, públicas.

Contenido elaborado con apoyo del Ministerio de Educación Nacional.

Fuente: https://www.semana.com/educacion/articulo/lo-que-aprendio-el-sector-de-la-educacion-en-medio-de-la-pandemia/202016/

esap_inversión.png

Por: Escuela Superior de Administración Pública -ESAP-

Con una inversión de más de 16 mil millones de pesos la Escuela Superior de Administración Pública – ESAP- realiza intervenciones en la sede central y en las 15 territoriales. Estas acciones hacen parte del programa de fortalecimiento académico y territorial que viene adelantando la Escuela.

El director nacional Pedro Medellín Torres destacó la importancia que reviste tener una infraestructura adecuada, coherente con los propósitos actuales que tiene la ESAP para consolidar su presencia y ser una aliada de las administraciones públicas en el territorio.

A partir de cuatro ejes estratégicos: las intervenciones integrales, la gestión de edificaciones existentes, la adquisición de edificaciones y el mantenimiento de sedes se proyecta el Plan Nacional de Infraestructura de la ESAP.

Con esta proyección, la ESAP ha desarrollado estrategias con intervenciones integrales de sedes como Bogotá y Cartagena que están en estos momentos con procesos licitatorios en curso, para hacer adecuaciones de gran escala, que implicarán cambio de imagen y actualización a los espacios internos.

En otras regiones del país como Guaviare, Guajira, San Andrés, Bolívar, Boyacá, Vaupés, Casanare, Arauca, Córdoba y Meta la administración de la ESAP está trabajando en la suscripción de contratos de comodato para habilitar importantes edificaciones que han perdido su uso o que están subutilizadas y así poder recuperarlas, para los propósitos educativos y formativos de la Escuela de acuerdo con su objetivo misional.

Fuente: https://www.esap.edu.co/portal/index.php/2020/11/13/la-esap-invierte-mas-de-16-mil-millones-de-pesos-en-infraestructura-en-todo-el-pais/

edu_triplea.png

Por: El Tiempo.

La región cuenta con 13 Instituciones de Educación Superior (IES) y 219 programas académicos.

El departamento opita cuenta actualmente con 18 Instituciones de Educación Superior (IES), cinco propias y 13 que provienen de otras zonas del país. De las que nacieron en la región, solo una (el 25 por ciento) tiene Acreditación Institucional de Alta Calidad.

De las universidades que hay en el departamento, cuatro son privadas y una es pública, se trata de la Universidad Surcolombiana que asimismo fue la primera que recibió la acreditación en esta zona del país y hoy tiene el 71 por ciento del total de la cobertura en la región; sin embargo, la Corporación Universitaria del Huila (CorHuila), se ha posicionado en los últimos años como la IES con mayor crecimiento y proyección en la región.

Las demás son la Universidad Antonio Nariño, la Fundación Universitaria Navarra (Uninavarra) y la Fundación Escuela Tecnológica de Neiva – Jesús Oviedo Pérez (FET).

Revisando los datos actualizados del Sistema Nacional de Información de la Educación Superior (Snies), Huila hoy tiene activos 40.462 estudiantes, lo que representa el 1,66 por ciento del total de la matrícula a nivel nacional.

Carreras con mayor cobertura en la región

Huila y su capital Neiva cuentan con 219 programas académicos, de los cuales 145 son pregrados y 74 son posgrados.

En el nivel de pregrados, 86 corresponde a carreras universitarias, 47 son programas tecnológicos y 12 programas técnicos profesionales.

En cuanto a posgrados, el departamento registra 40 especializaciones, 27 maestrías y tres doctorados.

Con relación a su modalidad, 213 programas se ofrecen actualmente de manera presencial y seis a distancia. Curiosamente en la región no hay oferta de educación virtual, lo que es una inmejorable oportunidad para las IES de esta zona del país.

Por reconocimientos, del total de la oferta académica del departamento, solo el 6,57 por ciento de los programas están acreditados, (13 pregrados y 1 posgrado). Todos los ofrece la Universidad Surcolombiana, y sobresalen, entre otros, la Maestría en Educación y el pregrado en Ingenieria de Petróleos, que en 2013 fue el primero que recibió este importante reconocimiento de parte del Ministerio de Educación Nacional.

Los demás programas acreditados son: Comunicación Social y Periodismo; Derecho; Ingeniería Agrícola; las licenciaturas en Ciencias Naturales y Educación Ambiental; Educación Física; Recreación y Deportes; Educación Artística; Educación Infantil; Lengua Castellana y Matemáticas; Medicina y Psicología.

Con relación a la distribución de la matrícula en el departamento, los programas con mayor número de estudiantes son: Ingeniería, Arquitectura y Urbanismo, 34,80 por ciento; Economía, Administración, Contaduría, 30,17; Ciencias Sociales y Humanas, 13,20; Ciencias de la Educación, 8,36; Ciencias de la Salud, 6,65; Agronomía, Veterinaria y Afines, 4,91; Matemáticas y Ciencias Naturales, 1,27; y Bellas Artes, 0,64.

Corhuila, una universidad que marca la diferencia

La Corporación Universitaria del Huila se ha destacado por la formación de sus docentes, quienes vienen recibiendo una capacitación permanente en el manejo y práctica de herramientas tecnológicas para el desarrollo de sus clases.

De acuerdo con Óscar Chávarro, rector de la Corhuila, “este proceso se realizó gracias a la vinculación del ‘Plan Padrino’ que propuso el Ministerio de Educación logrando fortalecer las competencias de los profesores con el acompañamiento de instituciones que ya venían manejando la virtualidad, tales como Uniasturias y Uvirtual”.

Según Chávarro, actualmente la universidad está enfocada en generar material virtual de alta calidad que le permita ser mucho más interactiva con los estudiantes.

Para el desarrollo de sus actividades académicas, la institución implementó la plataforma Moodle, reconocida a nivel mundial, que ha permitido acompañar el proceso de aprendizaje no solo con Zoom o Google Meet, donde se hace el trabajo remoto o la presencialidad asistida por tecnología, sino que ha ayudado a generar un trabajo independiente, autónomo y asincrónico por parte del estudiante proporcionando una comunicación de doble vía con la que el docente logra realizar un efectivo seguimiento a los procesos.

Asimismo, para lograr una presencialidad remota efectiva y eficiente, dispuso de recursos importantes para la adecuación de herramientas tecnológicas, como cámaras de video en cada una de las aulas.

Para el caso de los laboratorios, fueron implementados móviles dotados con cámara y computador para que el docente lleve consigo y pueda mostrar uno a uno los procesos que realiza en el lugar.

Finalmente, pensando en la crisis económica, Corhuila creó un modelo de “donatón” que denominó ‘Plan Padrino’ en el que gracias al aporte económico de la institución y de otras entidades privadas se reunieron $90 millones para tal fin. Fueron 191 los estudiantes beneficiados y adicionalmente, la universidad otorgó a todo el resto de alumnos un 10 por ciento del valor total de la matrícula.

UCC Neiva: más allá de los métodos tradicionales de calificación

La Universidad Cooperativa de Colombia (UCC) despliega sus recursos bajo el propósito de responder a la confianza de los estudiantes (frente a su proceso de aprendizaje) y de la sociedad (de cara a la demanda de personas competentes).

En la ruta hacia la excelencia académica, el Sistema Institucional de Evaluación de Competencias que ha estructurado la UCC, le permite a la institución garantizar que cada actividad que se realiza en el marco de su propuesta formativa está en consonancia con los sistemas de evaluación nacionales, internacionales y que, además, trasciende los métodos tradicionales de calificación logrando así una evaluación objetiva.

Este sistema tiene la particularidad de estimar la variación del progreso cognitivo del estudiante, a partir de mediciones en el momento inicial y el momento final del proceso educativo, lo cual facilita identificar el cambio de los alumnos como consecuencia de las prácticas de aula y del currículo.

Lo anterior es llevado a cabo mediante cuatro programas: ‘Reconocimiento de competencias previas’, ‘Pruebas de competencias’, ‘Rúbrica institucional’ y ‘Valor agregado’.

Academia, empresa y la generación de confianza entre ambas

La capacidad de aunar esfuerzos bajo los principios de cooperación y complementariedad es uno de los principales retos que hoy tiene el mundo para avanzar con mayor rapidez y pertinencia.

Hoy más que nunca, los desafíos del sector empresarial requieren el acompañamiento de la academia, aprovechando toda su capacidad operativa, técnica y científica. Sin embargo, la relación es de doble vía: por un lado, la alta calidad en las Instituciones de Educación Superior (IES) exige la generación de valor y está directamente relacionada con los procesos de intervención a los diferentes grupos de interés; entre estos, el sector empresarial, pues su labor genera cambios en los sistemas productivos, sociales y culturales.

En esa dirección, es importante propiciar espacios de discusión donde se identifiquen las necesidades que el empresario -por sí mismo- no ha podido satisfacer y que pueden ser resueltas si se trabaja junto a la academia, en el marco de una propuesta y un plan de trabajo bien definidos.

Bajo ese esquema, la identificación de las capacidades institucionales que cada actor puede aportar es fundamental. Aquí, las IES pueden realizar vigilancia tecnológica con las bases de datos que poseen, algo que resulta útil para conocer cuáles son las tendencias del mercado. A su vez, la academia está en capacidad de coordinar la conformación de equipos interdisciplinarios para la solución de problemas desde diferentes visiones, dispone de laboratorios para pruebas, ensayos y prototipado, así como tiene la movilidad para apalancar investigaciones con profesionales de otras instituciones, entre otras ventajas.

Esta combinación de esfuerzos en el marco de la complementariedad debe convertirse en un elemento que fortalezca las capacidades institucionales para la obtención de resultados de alto impacto, con desarrollos aplicados y a patentes que agreguen valor.

No tiene sentido que los mejores aliados estén más cerca que nunca pero no se reconozcan; o quizás sí, pero la desconfianza no permita avanzar en esta relación.

Por ello, es momento de pasar del discurso y las buenas intenciones a la acción, con invitaciones tan productivas como lo puede ser “un café empresarial” que permita escuchar, entender y proponer en un entorno que conecte la inmediatez y concreción del empresario con la metodología y la filosofía de la academia.

Fuente: https://www.eltiempo.com/mas-contenido/educacion-superior-triple-a-551352

12cambios.png

Por: El Tiempo.

La virtualidad trajo cambios en la forma como se transmite el conocimiento.

Si algo quedó claro en medio de la crisis sanitaria es que el sistema educativo no nos había formado para la incertidumbre. Colegios y universidades debieron adaptarse a las sorpresivas restricciones y trasladar sus sistemas pedagógicos y contenidos curriculares a una enseñanza centrada en las nuevas tecnologías y los ambientes virtuales.

Lo anterior plantea, en el mediano y largo plazo, un profundo cambio en el modelo educativo. Con el auge del aprendizaje en línea, y la enorme competencia en materia de oferta académica, las instituciones tendrán que modificar su propuesta de valor para fortalecer sus finanzas; de forma paralela, nuevos actores entrarán al negocio educativo y presionarán por cambios en los contenidos, modelos de titulaciones y tiempos de estudio.

Temas relacionados

BOGOTÁ NOV 21

La rebelión de los pupitres / Voy y Vuelvo

PENSADORES URBANOS NOV 21

Clase media y pobreza oculta: una realidad que viene en ascenso

BOGOTÁ NOV 20

Cambio climático, una responsabilidad urbana / Opinión

Los desafíos sin duda son inmensos. ¿Cuáles serán las principales transformaciones del modelo educativo en los próximos años? Estas son 12 de ellas.

(Le puede interesar: Doce cambios en la movilidad urbana)

1. Adiós al sistema tradicional

Esto significará retos enormes para modificar los métodos de enseñanza, los contenidos curriculares, la infraestructura disponible y los recursos financieros para soportar un modelo híbrido de educación virtual más personalizada y uno presencial más grupal o colectivo.

Es posible, incluso, que cambien las formas de evaluación de los estudiantes, los tiempos de duración de una carrera y hasta el modelo de titulación.

2. La tecnología traerá nuevas formas de enseñanza y aprendizaje

Estos nuevos modelos de aprendizaje en línea han abierto el camino a una amplia oferta de programas flexibles, ajustados a las necesidades del estudiante. El problema será la calidad de esos contenidos y el respaldo institucional que soporte la acreditación de quien culmina un curso basado en estas modalidades. Universidades del mundo han comenzado a ver en este nicho una nueva línea de negocio enfocada a este sector.

3. Hacia un modelo híbrido de educación virtual y presencial

El aprendizaje tradicional en el aula seguirá vigente, aunque complementado por las nuevas modalidades de aprendizaje digital e interactivo. La experiencia de la enseñanza presencial garantiza la interacción, el diálogo y las expresiones no verbales que, de una u otra manera, afectan el proceso de construcción de conocimiento desde la misma relación humana.

4. El maestro interactivo

La tecnología ha traído nuevos instrumentos de enseñanza y aprendizaje y, por ende, ha cambiado la relación entre docentes y estudiantes. Para cada una de las partes ha sido un proceso de adaptación. El maestro será sometido a mayor presión para desarrollar y ofrecer los cursos en línea, estar pendiente del progreso de los alumnos y tratar de descifrar, de manera remota, los inconvenientes que afectan el proceso de aprendizaje para

(Además: La rebelión de los pupitres / Voy y Vuelvo)

5. Nuevos actores entran al modelo educativo

En los últimos años han tomado fuerza las empresas de tecnología educativa. Será una oportunidad para que las grandes compañías que hoy tienen presencia global, como Google, Facebook o Microsoft, entren al mercado educativo y amplíen su influencia para promover modelos más flexibles de aprendizaje en contenidos curriculares, tiempo y certificaciones.

6. El tiempo de aprendizaje será relativo

Los estudiantes ponen el ritmo en el que quieren avanzar, aprovechando la flexibilidad de los cursos y la manera en que han sido configurados para este tipo de modalidad de enseñanza, caso concreto, los cursos en línea de diferentes plataformas que promueven los MOOC. Si bien el reto está en la calidad de dichos programas, será la demanda laboral y las empresas quienes estimulen o no el crecimiento de estas alternativas de estudio.

7. Del título profesional a las certificaciones por competencias

Las necesidades de formación y capacitación constante pueden ejercer una presión para modificar el enfoque tradicional enfocado en el cumplimiento de los créditos establecidos en el plan curricular. La forma de acumulación de conocimiento será más flexible y al final los estudiantes podrán, por ejemplo, optar por

aprender temas de psicología, cálculo diferencial, políticas públicas y pensamiento crítico, materias que no necesariamente están en un solo programa académico, pero que son competencias que el mercado laboral demanda de un profesional, con un perfil más diverso y con capacidad de adaptación.

8. Aprendiendo durante toda la vida

La dinámica laboral cambiará después del covid-19, así como los patrones de estudio, situación que afectará la demanda por cursos de actualización y formación constante, en particular en áreas que requieran uso de nuevas tecnologías y destrezas comunicativas, creatividad y colaboración a distancia. Ante este panorama, el aprendizaje no cesará y será permanente y durante todo el ciclo de vida productivo, de tal manera que las personas puedan entrar y salir de la universidad o acceder a cursos virtuales según sus preferencias personales y posibilidades económicas.

(Para seguir leyendo: Colombia, entre los 5 países latinos con peor nivel de inglés)

9. Universidades: Innovar, adaptarse o cerrar

Ello significa repensar la propuesta de valor que las haga diferentes en un contexto de innovación y adaptación hacia la educación virtual.

El desafío tendrá un costo económico, pues aumentará su gasto en tecnología para adaptar contenidos de calidad a nuevas plataformas y mejorar la infraestructura para el aprendizaje en línea. En un contexto de desaceleración económica, es posible que colegios y universidades privados, con presupuestos bajos e infraestructura débil, se vean obligados a fusionarse con otras instituciones o cerrar.

10. La desigualdad educativa se profundizará

No todos tienen las mismas condiciones de acceso a nuevas tecnologías, internet y recursos audiovisuales. Esta brecha digital afectará aún más el acceso al aprendizaje, con calidad y pertinencia, particularmente a estudiantes cuyas oportunidades y medios de vida son limitados y el acceso a servicios públicos esenciales es precario.

Sin contar los problemas en la clase media, que también puede experimentar dificultades económicas para cumplir sus compromisos financieros con las instituciones educativas del sector privado.

11. La generación post-covid marcará la pauta

Estos estudiantes estarán acostumbrados a la interacción digital y a una educación que combina la virtualidad con la presencialidad. Serán más conscientes del entorno y sus riesgos. Eso significa un mayor compromiso con los temas ambientales y de sostenibilidad urbana. Sin embargo, hay que prestarle más atención a su salud mental, pues vivirán bajo presión por el miedo o la incertidumbre.

Podrían desarrollar nuevas fobias, como la rupofobia o misofobia: miedo a la suciedad. Al final, la clave estará en cultivar su inteligencia emocional.

12. Regular, financiar o liberar la oferta educativa

Los gobiernos tendrán una tarea compleja para enfrentar los cambios que se esperan para el sector educativo, situación que exigirá una amplia deliberación legislativa y una regulación gubernamental considerable en torno a programas académicos virtuales, acreditaciones y validación de títulos, aprobación de nuevos esquemas de evaluación y acompañamiento a procesos de reestructuración administrativa y financiera de los centros educativos.

Este es un resumen del capítulo 2 del libro ‘Tendencias urbanas después del covid’, de Futuros Urbanos, un centro de ideas y consultoría enfocado en analizar tendencias urbanas y generar soluciones que contribuyan a transformar las ciudades. Para leer el capítulo completo, puede ir a www.futurosurbanos.com

Fuente: https://www.eltiempo.com/bogota/regreso-a-clases-asi-cambiara-la-educacion-en-bogota-y-colombia-despues-del-coronavirus-550480

proyecto_decreto_ciencia.png

Por: Educación Bogotá.

La Secretaría de Educación del Distrito da a conocer la exposición de motivos del proyecto de decreto por medio del cual se crea la Agencia Distrital para la educación Superior, la Ciencia y la Tecnología.

Este proyecto tiene por objeto dar cumplimiento a la facultad otorgada por el Concejo de Bogotá a la Alcaldesa Mayor de Bogotá en los artículos 132 y 133 del Acuerdo 761 de 2020, “Por medio del cual se adopta el Plan de Desarrollo Económico, Social, Ambiental y de Obras Públicas del Distrito Capital 2020-2024 'Un nuevo contrato social y ambiental para la Bogotá del Siglo XXI' .

En ese sentido, el artículo 132 del citado Acuerdo Distrital delegó en la Administración Distrital la facultad para crear la Agencia Distrital para la Educación Superior, la Ciencia y la Tecnología con autonomía administrativa, financiera y presupuestal, y para definir su naturaleza jurídica, patrimonio, funciones y adscripción o vinculación con la Secretaría de Educación Distrital y su relacionamiento con otras entidades distritales.

La Agencia tendrá como objeto fortalecer, promover, financiar y propiciar oferta educativa del nivel superior, privilegiando la educación superior a través de las Instituciones de Educación Superior Pública, desde la educación media a la técnica, tecnológica y universitaria, en todas las modalidades.

Asimismo, tiene como propósito articular la oferta educativa con la demanda laboral del sector privado, el sector público y las organizaciones sociales y culturales de la ciudad; así como de la promoción de la ciencia y la tecnología y la promoción de proyectos de investigación científica de grupos de investigación reconocidos por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación en el Distrito Capital.

La ciudadanía podrá presentar sus aportes y comentarios a este proyecto de Decreto por medio del cual se crea la Agencia Distrital para la educación Superior, la Ciencia y la Tecnología a los correos electrónicos: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. y Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. hasta el 26 de noviembre de 2020.

Su opinión es esencial para garantizar los principios de transparencia y oportunidad en este proceso.

Fuente: https://www.educacionbogota.edu.co/portal_institucional/node/7869

responsabilidad_ies.png

Por: Padre Harold Castilla de Voz. Rector General UNIMINUTO. Para el Espectador.

Esta preocupación por la pertinencia de la educación, agudizada por la ya conocida crisis sanitaria, y luego convertida en una emergencia económica y social, es el reto al que están llamadas las Instituciones de Educación Superior (IES) para el presente y futuro.

Cuando damos una mirada inicial a la propuesta del Marco Nacional de Cualificaciones (MNC) en el contexto del Sistema Nacional de Cualificaciones (SNC), como un instrumento para el reconocimiento, el desarrollo y la clasificación de los conocimientos, las destrezas y competencias de las personas en niveles definidos, se identifica que uno de los posibles beneficios involucra el logro de una mayor pertinencia de la apuesta formativa del sistema educativo nacional. Dicha pertinencia contribuye a los procesos de aseguramiento de la calidad, y a la materialización de los mecanismos de movilidad e inclusión social para el talento humano colombiano. Esta preocupación por la pertinencia de la educación, agudizada por la ya conocida crisis sanitaria, y luego convertida en una emergencia económica y social, es el reto al que están llamadas las Instituciones de Educación Superior (IES) para el presente y futuro. La reactivación económica es una responsabilidad de todos, entre ellos, los actores del ecosistema educativo, no solo porque debemos garantizar un servicio de calidad, pertinente e inclusivo, sino que nos corresponde poner toda nuestra capacidad en la generación de procesos educativos innovadores que dinamicen una economía en recesión, y aporten al fortalecimiento del tejido social.

Desde cualquiera de las funciones sustantivas de la educación superior, o como resultado de su articulación e integración, es posible hacer realidad esta apuesta educativa pertinente y de calidad al servicio de la sociedad. En ese sentido, por ejemplo, desde las dinámicas propias de la enseñanza y aprendizaje se pueden insertar procesos pedagógicos y didácticos que permiten transmitir y significar un nuevo conocimiento en torno a las nuevas maneras de ser productivos, y especialmente de gestionar una economía familiar o de micronegocio, sustento económico de una gran proporción de población de nuestra nación. La visión de compromiso social de las IES, mirando sus contextos, está llamada, con sus estudiantes y profesores, al servicio de una sociedad que los necesita, colaborando solidariamente con sus conocimientos, prácticas profesionales y sociales en la reactivación de economías familiares, micronegocios y famiempresas. De igual manera, desde la investigación e innovación social también se puede ayudar dado que el nuevo conocimiento está listo para construirse, un nuevo conocimiento que parte de las situaciones de contexto que las personas y comunidades deben enfrentar, un nuevo conocimiento para la gestión de negocios y unidades productivas, para la gestión empresarial; un conocimiento renovado que bien caerá en todas las áreas del ciclo productivo.

La renovada gestión empresarial debe incluir procesos informativos y capacidades de acceso de emprendedores, pequeños, medianos y grandes empresarios al ecosistema de instrumentos que existe en Colombia para conseguir su reactivación, fortalecimiento, consolidación y si es posible su expansión; el país ha creado y legislado de manera eficiente e inmediata nuevas posibilidades, beneficios y mecanismos para lograr estos objetivos. Es importante devolver la confianza y apostar con esperanza a que estamos en una situación en la que el Estado volcó toda su capacidad para asumir la emergencia.

Es en este marco, donde las IES pueden crear nuevas apuestas y acompañamientos a partir de este desafío, pero que de modo realístico podrían ser otros en el tiempo. La academia debe sentirse obligada a aportar, y es así como varias IES ya crearon nuevas cátedras en torno a la reactivación de micronegocios, acompañadas de novedosas maneras de entregar, significar y renovar competencias, habilidades y destrezas a sus estudiantes, cátedras que involucran una práctica de facilitación frente a un micronegocio acompañando al estudiante para que su logro u objetivo cumplido sea la reactivación de una economía familiar que depende de un micronegocio.

Todo este mundo de posibilidades está al servicio de las unidades empresariales, de las familias que le apuestan a un trabajo digno para generar los ingresos suficientes con el fin de subsanar sus necesidades, ahorrar e invertir; un ecosistema ya creado de instrumentos que está al servicio de los nuevos emprendedores, y que deben ser los impulsores de la economía colombiana.

Fuente: https://www.elespectador.com/noticias/actualidad/la-responsabilidad-de-las-instituciones-de-educacion-superior-en-la-reactivacion-economica/

nueva_granada-comunidades.png

Por: La FM.

La Universidad Militar Nueva Granada apoya la labor social que desarrolla la Fundación Dos Peces, entidad sin ánimo de lucro, que ayuda a quienes padecen necesidades y hambrunas específicamente en la Alta Guajira, donde se les ha brindado ayudas humanitarias, con alimentos, y elementos de primera necesidad, a familias de la comunidad Wayúu, en la ranchería Ishashimana, cerca de la población de Manaure.

El señor Máximo Alberto Duque Piedrahita, director de la Oficina de emprendimiento e innovación de la Universidad Militar Nueva Granada, nos cuenta que es un trabajo sostenible con el que se pretende seguir fortaleciendo la educación y la seguridad alimentaria de muchas familias de la región.

La Universidad Militar Nueva Granada, se preocupa por todas aquellas personas vulnerables que necesiten del apoyo ya sea en alimentición, educación, infraestructura y demás, logrando impactar de una forma positiva a todas estas comunidades.

En conjunto con la Fundación Dos Peces y la Universidad Militar Nueva Granada, con el aporte de muchos, están logrando mitigar la ausencia de productos básicos y derrotar así la indiferencia estando cerca de quien lo necesita.

Fuente: https://www.lafm.com.co/colombia/siempre-pensando-en-las-comunidades-la-universidad-militar-nueva-granda-apoyando-las

rector_unimagdalena.png

Por: Universidad del Magdalena.

El Consejo Superior de la Universidad del Magdalena dio posesión al Doctor Pablo Vera Salazar de acuerdo a lo establecido en el artículo 32 del estatuto general de la Alma Mater; a través de ceremonia virtual transmitida por el Facebook Live Institucional.

En una ceremonia marcada por la solemnidad y regocijada por la comunidad universitaria a través de la virtualidad, el Consejo Superior de la Universidad del Magdalena dio posesión al Doctor Pablo Vera Salazar como nuevo Rector de la Alma Mater para el periodo 2020 – 2024, de acuerdo a lo establecido en el artículo 32 del Estatuto General de la Institución.

El acto fue presidido por la doctora Adriana López Jamboos, delegada del Ministerio de Educación Nacional, en concordancia al artículo 18 del Estatuto General, en compañía de los demás miembros del Consejo Superior de UNIMAGDALENA, asistentes a la sesión virtual. Y se transmitió públicamente a través del Facebook Live Institucional, donde todos pudieron ser testigos de la Posesión.

Con la verificación del quórum y orden del día, inició el evento, seguido de las notas del Himno de la República de Colombia y del himno de la Universidad del Magdalena. Posteriormente, la abogada especialista Mercedes De La Torre Hazbún bajo su oficio de Secretaria General de esta Casa de Estudios Superiores, hizo lectura del Acuerdo Superior Número 06 de 2020 a través del cual se nombra al Doctor Pablo Vera como rector de la Alma Mater. Así como también leyó ante todos los presentes de forma virtual, el acta de posesión que designa a Vera Salazar como Rector de la Universidad del Magdalena para el periodo 2020 – 2024.

Seguidamente, la doctora Adriana López Jamboos presidiendo el evento, realizó el juramento del Doctor Pablo Vera Salazar como Rector de la Universidad del Magdalena para el periodo 2020 – 2024. Y de forma inmediata, se tomó la firma del acta de posesión por parte de la delegada del Ministerio   de Educación; la Abogada Especialista Mercedes De La Torre Hazbún, como Secretaria General de la Institución; y por supuesto del Doctor Pablo Vera Salazar, como nuevo Rector por el próximo cuatrienio.

En sus palabras como ya posesionado Rector de la Universidad del Magdalena para el periodo 2020-2024, el Doctor Pablo Vera agradeció el respaldo de los estudiantes y docentes, la confianza brindada por el Consejo Superior, y a todos los que hicieron parte del proceso transitado para la materialización del gran sueño de una Universidad AÚN + Incluyente e Innovadora; así como también, envió un mensaje a la Ministra de Educación para que se siga concretando el apoyo a las universidades territoriales.

“Agradezco por su voto de confianza para seguir al frente de nuestra Universidad los próximos cuatro años, doy las gracias a Dios en primer lugar que nos ha traído hasta acá, a toda mi familia por su apoyo, por supuesto a nuestros estudiantes y profesores, que me han dado un voto de confianza enorme, que me honra y me compromete a dar lo mejor posible; así como al Consejo Superior en cabeza del Gobierno Nacional, gracias por el apoyo. Transmitirle a la señora Ministra nuestro compromiso para seguir avanzando en las metas de calidad, equidad, trabajando en equipo, como lo hemos estado haciendo desde el SUE durante estos años y esperando que nos sigan ayudando porque esta Universidad ha demostrado -no solo en Pandemia-, sino durante toda su trayectoria, que es capaz de hacer mucho con poco, así que esperamos que ese compromiso del Gobierno Nacional con las Universidades Territoriales, se siga materializando, desde el apoyo de Presidencia, Ministerio de Educación, pero también por supuesto de los gremios, de los estudiantes, de los profesores, de los egresados, de nuestro cuerpo directivo”, expresó el nuevo Rector.

Asimismo, ante todos los conectados a la transmisión, el Rector Vera Salazar habló de la nueva siembra que inicia y la visión de Universidad para el próximo cuatrienio, “hoy iniciamos una nueva siembra, con varias cosechas por venir, una siembra que nos permita seguir consolidando triunfos, seguir avanzando, seguir demostrando al territorio que tiene una Universidad que le apunta a la alta calidad, una universidad que visionamos acreditada internacionalmente, siendo la primera universidad colombiana reconocida internacionalmente como Universidad Comprometida; comprometida con la transformación de la vida de nuestros estudiantes a partir de la educación de alta calidad, una universidad comprometida con la transformación positiva de nuestro entorno y el territorio, desde una perspectiva intercultural y de sostenibilidad, en un dialogo fluido y en una cooperación armónica con todos los entes públicos y privados”.

Cabe resaltar que, esta posesión se llevó a cabo teniendo como antecedentes que, el Doctor Vera Salazar fue elegido luego de someterse a la Consulta popular ante la comunidad universitaria, que en el marco de la emergencia sanitaria originada por la propagación del Covid-19, se realizó por primera vez de forma virtual, obteniendo el respaldo de 11.403 personas, entre estudiantes y docentes, siendo el de mayor número de votos y el único en alcanzar el umbral exigido.

De igual forma que, el Consejo Superior, como máximo órgano de la Institución, en sesión desarrollada de forma virtual el día 5 de noviembre del año en curso, lo nombró como nuevo Rector de la Universidad del Magdalena, a través del Acuerdo Superior 06 de 2020.

Fuente: Dirección de Comunicaciones. Universidad del Magdalena.

ucordoba-clasesv.png

Por: El Universal.

El rector Jairo Torres dijo que no pondrá en riesgo la salud de los estudiantes.

Las clases en la Universidad de Córdoba seguirán de manera virtual el próximo año, según anunció el rector Jairo Torres, aduciendo que pese a que el COVID-19 ha bajado en el departamento, no pondrá en riesgo la salud de los estudiantes.

Sostuvo además que están dadas todas las garantías de conectividad para los que vivan de las zonas apartadas, con difícil acceso a internet, puedan continuar su proceso de formación sin ningún tipo de inconveniente.

Torres Oviedo dijo que en una alianza con una empresa de telefonía móvil, lograron entregar tarjetas de navegación a 15 mil estudiantes para que pudieran culminar sus estudios, sin ningún tipo de inconveniente.

Se refirió a la pandemia, indicando que aún no ha llegado la vacuna y que mantener a todos los estudiantes al interior de la institución podría convertirse en un factor de propagación del coronavirus, razón por la cual prefiere seguir en clases virtuales hasta tanto se apliquen la vacuna.

Fuente: https://www.eluniversal.com.co/regional/universidad-de-cordoba-seguira-con-clases-virtuales-en-2021-BI3857452

genero_diploma.png

Por: El Tiempo.

Los graduandos pueden elegir si quieren que su título sea en género masculino o femenino.

La equidad de género contempla muchos aspectos, uno de ellos es lo contemplado en el ámbito laboral.

La solicitud de una estudiante de la Corporación Universitaria de Ciencia y Desarrollo, Uniciencia, cambió el esquema que durante más de 25 años habían establecido en los diplomas de grado de los miles de estudiantes egresados de esta universidad.

Ahora, los estudiantes pueden elegir el género que desean que diga su diploma.

“Tomamos la decisión de acompañar (la solicitud de la estudiante) y hemos querido ir más allá, vamos a tener en cuenta -no solo el género del diploma- sino también la autodeterminación y por eso los estudiantes van a tener la posibilidad de elegir si se definen en el diploma como femenino o masculino”, indicó el rector de la universidad, Diego Tamayo.

Una vez el estudiante completa el plan de estudios y tiene aprobada su solicitud de grado, la universidad le envía un correo electrónico notificando de la aprobación y allí es donde el estudiante deberá elegir el género que lleva su diploma.

La universidad también contempla que las personas que son transgénero puedan llevar su título profesional con el género que más identificadas se vean.

“Los estudiantes que vienen en un proceso de autodeterminación también podrán elegir. Un hombre que considere que lo representa el género femenino podrá pedir que en su diploma quede plasmado en su profesión”, indicó Diego Tamayo.

En las pasadas ceremonias de grado que se realizaron en la universidad, hubo estudiantes que recibieron su título con el género elegido.

Fuente: https://www.eltiempo.com/colombia/santander/universidad-permite-a-estudiantes-elegir-el-genero-en-el-diploma-550979

cna_usc.png

Por: Universidad Santiago de Cali.

Entre el 18 y el 21 de noviembre la Universidad Santiago de Cali recibió de forma virtual la visita por parte de los pares delegados por el Consejo Nacional de Acreditación –CNA- para el proceso de Acreditación Institucional; los académicos delegados fueron Pedro Polo Verano, par coordinador; Zulma Zubieta Rojas, par relator; Claudia Patricia Uribe Lotero, par internacional; Gerardo Valdés, par financiero y Gustavo Orlando Álvarez, Jhon Jairo Muñoz Lopera, Liliana del Basto, María del Socorro Guzmán, pares académicos, quienes, entre otros, destacaron la cordialidad, el deseo de mejoramiento y la excelente atención por parte de toda la comunidad santiaguina.

En esta reciente visita se revisaron detalladamente los 12 factores de Acreditación Institucional destacando las fortalezas de cada uno y las oportunidades de mejora. Del primer factor se resaltó la normativa puntual, la actualización de la misión y visión, la alta coherencia entre la formulación de principios y valores institucionales, y las acciones que se han desarrollado a partir de la planeación estratégica.

En el segundo factor hicieron un reconocimiento al Dr. Carlos Andrés Pérez Galindo, rector, por el buen liderazgo en la Universidad en los últimos seis años debido al notable cambio que apreciaron los pares CNA, además, se resaltó el gran trabajo de todo el equipo de la Universidad debido a los grandes resultados que se han obtenido. Por otra parte, se logró transmitir el principio de inclusión hacia toda la comunidad y el funcionamiento del cogobierno.

En el tercer factor se destacó el trabajo continuo que se ha realizado en pro de los docentes de la institución, los beneficios que poseen también sus familias y en los resultados de su trabajo que se pueden encontrar en los estudiantes y egresados. Por otra parte, en el cuarto factor, se resaltó el sistema normativo en procesos y procedimientos que se encuentran actualizados y acorde con lo que exige el Ministerio de Educación Nacional y la Universidad, además del valor humanista de la institución que se ve reflejado en el sentido de pertenencia de toda la comunidad.

La Universidad Santiago de Cali cuenta con políticas institucionales sobre internacionalización y se evidencia en alto grado la participación de docentes y estudiantes en todas las movilidades, además, el significativo incremento en los convenios activos tanto nacionales como internacionales fue lo que se expresó del factor cinco. En ese mismo orden de ideas, se resaltó la categorización de la mayoría de grupos de investigación en MinCiencias que reflejan la calidad de las prácticas de investigación con la participación de docentes y estudiantes y generación de publicaciones científicas de alto impacto.

Se resaltaron las políticas claras y pertinentes frente a las problemáticas sociales y regionales, así como también, la participación activa de egresados en el cogobierno de la Universidad. Por otro lado, el uso adecuado de políticas para la gestión en la toma de decisiones; el coherente y consistente Sistema de la Calidad, y la innovadora inclusión del medio ambiente en sus políticas de funcionamiento se expresó del séptimo y octavo factor.

En el noveno factor se resaltó el Área de Bienestar Universitario como un estamento fundamental para la formación integral, además de la calidad de programas y las instalaciones que están para el uso de los santiaguinos. Así mismo, el fortalecimiento y adecuado resultado de la participación de estamentos con representantes y órganos colegiados lo que permite una legitimidad a las políticas que se generan en la institución, son algunos de los elementos destacados del décimo factor.

En el factor once se tuvo en cuenta el adecuado sistema de comunicación e información que lleva a cabo la Universidad en sus procesos. Finalmente, se resaltaron la eficiencia del manejo de los presupuestos y el control que existe para el uso de los recursos del factor doce.

La Universidad Santiago de Cali se destacó por su gran avance en todos los procesos de calidad gracias a la administración y liderazgo del Dr. Carlos Andrés Pérez Galindo, rector, quien ha logrado proyectar el lema de ‘Transformación y Buen Gobierno’ en los años que ha liderado la institución.

Fuente: https://www.usc.edu.co/index.php/noticias/item/6013-asi-se-vivio-la-ultima-visita-de-pares-cna-en-el-proceso-de-acreditacion-institucional