esen

observatorio.png

Con el objetivo de reconocer iniciativas de emprendimientos territoriales que den cuenta de las oportunidades y capacidades propias de cada región, generar espacios de actuación e interacción con las comunidades que ayuden a leer su realidad y gestionar con ellas alternativas de solución a problemas estructurales aprovechando las oportunidades del entorno, la Universidad Nacional Abierta y a Distancia – UNAD llevó a cabo este jueves 4 de julio, en el auditorio del Hotel San Fernando Plaza, ubicado en la Carrera 42 A No. 1 – 15 de la ciudad de Medellín (Antioquia), la presentación de la primera fase del Observatorio Intersistémico Regional – OIR para la Zona Occidente de la UNAD conformada por los departamentos de Antioquia, Choco, Caldas, Risaralda y Quindío. Antioquia tiene 510 km de costa sobre el mar Caribe, Chocó 87 km de costa sobre el mar Caribe y 621 km sobre el océano Pacífico, además de las regiones Pacífica, Andina, Urabá, Eje Cafetero y Magdalena Medio. Cuenta con una población de 9.742.753 habitantes (DANE, Censo Nacional), en el Índice Departamental de Competitividad 2018 se ubica de la siguiente manera: Antioquia 2 puesto, Caldas 3 puesto, Risaralda 5 puesto, Quindío 10 puesto y Chocó puesto 27. Caldas y Antioquia ocupan en el ranking nacional de la educación superior los puestos 2 y 3, respectivamente, Risaralda el 6, Quindío el 9 y Chocó el puesto 25.

 

Se caracteriza también por grandes conflictos sociales que afectan la calidad de vida y la competitividad regional porque persisten problemas tales como: el deterioro ambiental (minería ilegal y contaminación del aire), la inseguridad ciudadana (incremento de los asesinatos en los dos últimos años en un 147 % según las cifras de la Fiscalía), la poca gobernabilidad y gobernanza (el Índice de Transparencia de las Entidades Públicas - ITEP 2015 – 2016, ubica a Chocó en el 2o nacional de corrupción), el desempleo 11, 5 % (DANE, 2018) y la baja cobertura educativa la convierten en una de las zonas más vulnerables del país.

 

Este observatorio es un dispositivo organizacional que gestiona integralmente estrategias de inclusión y proyección social, a través de la valoración situacional de las dinámicas económicas, educativas, sociales, ambientales y de multidiversidad cultural, entre otras, de manera continua, en territorios y micro territorios, con el propósito de garantizar pertinencia y competitividad de las ofertas educativas y afianzar la cuna de Liderazgo Unadista en la interacción comunitaria y otros actores del sector externo que contribuyan a la disminución de las brechas e inequidades territoriales y sociales, en articulación con los sistemas misional y operacional a través del Sistema de Servicio Social Unadista - SISSU. 

 

Lee el comunicado de prensa Aquí.